La carne de conejo es uno de los alimentos que se tienen que incluir en una dieta variada y equilibrada. Sus características son ideales para llevar una vida saludable e indicadas para todas las edades:

  • Al contenido en proteínas.
  • Alto contenido en fósforo, selenio y potasio, junto con vitaminas del grupo B (B3, B6 y B12).
  • Abajo contenido en sal.
  • Gran versatilidad gastronómica porque tiene muchas formas de preparación y cocinado.
  • El conejo es una carne tradicional de la cocina mediterránea.
  • Es una carne sabrosa.

Los niños pueden empezar a consumir carnes blancas, como la de conejo y la de pollo, a partir de los 6-7 meses de edad. Unos meses más tarde, entre los 8-9 meses, se puede introducir la becerra y hacia el año o año y medio se incluyen el resto de carnes. Incluir carne de conejo en la alimentación de la población infantil es adecuado. Es una excelente fuente de proteínas que son necesarias para el crecimiento y el desarrollo normales de los huesos y, además, el consumo de carne de conejo supondrá una importante fuente de minerales como el fósforo.

Y como que vale más una imagen que mil palabras, os dejamos una videoreceta elaborada: conejo con miel y limón… ¿Que os aproveche?

En nuestro establecimiento podréis encontrar  las mejores carnes. ¡Comed carne! Es salud.

 

Recordad que los establecimientos agremiados os ofrecen garantía de calidad gracias a nuestro sello, que implica:

  • Compromiso, que los productos son de la máxima calidad.
  • Reconocimiento de los profesionales en el oficio..
  • Garantía de pertinencia a un sector de más de 2.000 años de historia en la ciudad.