La página web Carne y Salud nos ofrece información sobre cómo conservar la carne en nuestras casas igual que los profesionales en los establecimientos de proximidad. Desde el Gremi de Carnissers, Xarcuters i Aviram nos hacemos eco para que podáis aplicar estos sencillos consejos.

1. Cumplir con la cadena de frío. Conservar la cadena de frío es básico si hablamos de seguridad alimentaria para evitar el crecimiento de microorganismos.

2. Cómo conservar la carne picada

La carne picada o cualquier producto a base de carne debe conservarse por debajo de 2 y 4 º C respectivamente, o congelado por debajo de -18 ºC.

3. ¿Cuántos días tengo para consumir la carne?

El profesional de tu establecimiento de confianza te aconsejará del tiempo máximo de conservación según el tipo de carne. Pídele siempre consejo.

4. ¿Qué zona del frigorífico conserva mejor la carne?

En el frigorífico hay que guardar la carne en la parte baja, por ser la más fría pero también por evitar que el posible líquido que suelten caiga sobre otros productos y los contaminen.

5. Retirar los jugos 

Los jugos de la carne son una fuente de proliferación de bacterias, por lo que antes de almacenarla en nuestro frigorífico es importante deshacernos de ellos para evitar infecciones.

6. No mojar la carne antes de cocinar

No se aconseja lavar la carne en el momento justo antes de cocinarla, ya que las salpicaduras pueden extender los microorganismos a otros alimentos, utensilios y superficie de la cocina que estemos utilizando en ese momento.

7. Utilizar recipientes herméticos 

Es preferible conservar la carne en recipientes limpios que se puedan cerrar herméticamente, retirando el papel o plástico en el que venía envuelto. Esto no es necesario en el caso de que la carne venga envasada en una bandeja, éstas ya están tratadas para evitar las bacterias.

Para más información consultad este enlace o bien poneos en contacto con el Gremi a través de info@gremicarnissers.com o del whatsAPP 601 317 744.